ES EN

Copyright © 2017 Fundación Pons - Todos los derechos reservados

Aviso Legal Política de privacidad Política de cookies

Actualidad

“Estamos a tiempo de diseñar una estrategia como país para la inteligencia artificial. Pero hay que tener la voluntad de diseñarla”

El tercer Foro Innovadores en la Tercera Revolución Digital abordó el futuro de la disponibilidad y regulación de los datos en un encuentro celebrado en la sede de la Fundación Pons donde la inteligencia artificial (IA) y su aplicación en la mejora de la competitividad y de la relación entre empresa y cliente fueron constantes a lo largo de la jornada.

El debate contó con la participación de Javier Valencia, vicepresidente Cloud IBM España, que junto a otros directivos de IBM debatieron junto a investigadores del CSIC y la Universidad Carlos III y las startups TheLogicValue, Guardio y Grupo CMC los retos actuales en torno al acceso a datos, la formación y la necesidad de una regulación actualizada en torno a la tecnología de Inteligencia Artificial.

El Foro Innovadores en la Tercera Revolución Digital es una iniciativa de INNOVADORES by Induxx de La Razón y de la Fundación PONS en el que colaboran el CSIC, PONS IP, el Parque Científico de la Universidad Carlos III de Madrid, Fundación para el Conocimiento madri+d y el Consejo de Fundaciones Para la Ciencia. Su objetivo es abordar los desafíos que plantea la actual transformación tecnológica en un espacio de diálogo en el que participen representantes de la economía, la ciencia y la sociedad.

Durante su intervención en el Foro Innovadores en la TRD, el grupo de investigación de inteligencia aplicada de la Universidad Carlos III, dirigido por José Manuel Molina, recordó que el principal problema de la IA “es compaginar un conjunto de índices donde la gente tiene opiniones muy diversas. El reto es conseguir un algoritmo capaz de generar una opinión conjunta, porque o bien depende del criterio del experto que mete los parámetros, o de los datos”, reconoció.

Por su parte, el responsable del Grupo de Neuro-Rehabilitación del CSIC, José Luis Pons, animó a convertir a la IA en una cuestión de Estado. “Echo en falta políticas estratégicas que primen ciertos sectores, como logística, banca o medicina, que a nivel de país se unan esfuerzos para hacer desarrollos. La IA es completamente horizontal, allí donde haya necesidad de personalizar servicios y productos tiene cabida”, concluyó.

Otro de los grandes debates que se pusieron sobre la mesa en el debate, y que dividen a los expertos, es el momento oportuno para regular la IA. «El foco es distinto en función del problema que se quiera tratar», afirmó José Manuel Molina de la Universidad Carlos III . El ámbito laboral, por ejemplo, “deberá tener sucesivas adaptaciones legales hasta el infinito, porque no creo que paremos nunca de evolucionar”. Y en cuanto al uso de la tecnología para determinadas acciones, el investigador de la Carlos III señaló que “como los drones que bombardean, la IA tampoco tiene mucho que decir, no es mala ni buena, deberá haber una legislación para personas, no para máquinas”.

El problema surge cuando el sistema artificial actúa con autonomía. “Siempre tiene que haber un responsable, humano. A las máquinas no se les puede cortar la cabeza y eso no es nada práctico”, apunta el catedrático de la UC3M para lanzar una última incógnita ante posibles infracciones, delitos o conflictos derivados del uso de la IA…. ¿Quién asumiría entonces la responsabilidad?

VÍDEO RESUMEN